Cinco trucos que harán que aumente tu autoestima

Después del directo del viernes pasado, no podía dejar de escribir este post resumen con lo compartido en ese ratito tan mágico.

Quiero comenzar aclarando que autoestima es como nos sentimos con nosotros mismos, cómo nos hablamos, cómo nos tratamos… Pero también poniendo énfasis en que autoestima NO es lo que piensan los demás de mi, lo que me dicen los demás o como me hacen sentir.

Para trabajar la autoestima, es importante tener en cuenta cinco puntos, que yo visualizo como los dedos de la mano, ya que así me resulta más fácil recordarlos.

AUTOCONOCIMIENTO:

Corresponde al dedo meñique, y es la parte que se encarga de identificar cuando me siento bien y cuando me siento mal. Es el sistema encargado de «darme cuenta», de tomar conciencia de mis emociones.

AUTOCONCEPTO:

Es el dedo anular, se corresponde con el diálogo interior que tenemos, cómo nos hablamos. Se corresponde con este dedo porque con nuestro diálogo interior somos capaces de «anular» la información del exterior y procesarla desde el interior.

AUTOEVALUACION:

Dedo corazón, el más alto, porque mira a todos los demás dedos para puntuarlos, es decir, es la nota que yo me pongo, directamente relacionada con la autoexigencia.

AUTOACEPTACIÓN:

Es mi dedo índice, me indica si estoy en el camino adecuado o no, es decir, ¿me quiero cómo soy?, ¿hay algo que quiero cambiar?

AUTORRESPETO:

Es el dedo pulgar, que tiene la capacidad de abrazar a todos los anteriores. Está relacionado con mi capacidad para decir no, también con mi capacidad de decir si y de agradecer, pero, sobre todo, con mi capacidad de respetar los 4 «autos»anteriores.

Una vez puestos en contexto teórico, vamos a la práctica.

5 TRUCOS PARA MEJORAR MI AUTOESTIMA

AUTOCONOCIMIENTO: El primer truco está basado en identificar esos días en los que me siento bien y hacer una buena toma de conciencia sobre qué he hecho para estar así. Es muy importante anotarlo para poder repetirlo. Tener un lugar en mi agenda donde anotar lo que hago para sentirme bien, ayuda a mejorar mi autoestima y mi percepción de bienestar.

AUTOCONCEPTO: El segundo truco consiste en modificar algunas palabras que forman parte de mi día a día, por ejemplo:

Debería por Quiero

Tengo que por Deseo

Culpa por Responsabilidad

Soy por Estoy

Con estos pequeños cambios, nuestro cerebro comenzará a procesar mi comportamiento desde el crecimiento, no desde la crítica o desde la obligación, y segregará neurotransmisores relacionados con la felicidad.

AUTOEVALUACIÓN: El tercer truco: Disminuir mi exigencia tiene una relación directa con la percepción de mis capacidades. Propongo que le echéis un vistazo al método de Ivy Lee, que resumo en que planifiques únicamente 6 tareas diarias y las afrontes de manera unitaria, no pasando a la siguiente hasta que no hayas terminado la anterior. Si somos congruentes entre lo que me digo y lo que hago, aumentará de manera inmediata mi autoevaluación. Es muy importante que me quiera quedar en mi presente.

AUTOACEPTACIÓN: En el cuarto truco necesitamos identificar qué me gusta tanto de mi que nunca cambiaría. Si yo me paro a hacer un poco de autoanálisis centrándome en aquello que realmente me hace sentir genial, porque eso que he identificado va a ser mi punto de partida para evolucionar, para crecer.

AUTORRESPETO: El quinto truco es disfrutar llevando a cabo los cuatro puntos anteriores, pero trabajando la gratitud y los límites, es decir, tener claro cuando me siento bien y agradecerlo con un si, con un gracias, y priorizarme en la toma de decisiones sabiendo decir que no. 

Estos 5 trucos son un punto de partida que me van a ayudar intensamente a tomar conciencia de aquellas cosas que no quiero repetir, y aquellas cosas que quiero hacer para estar mejor.

Para finalizar, hablamos de una frase que me gustaría dejar aquí, ya que resume casi todo lo que tiene que ver con autoestima:

UNO DE TUS SUPERPODERES ES QUE NADIE PUEDE HACERTE SENTIR MAL SIN TU CONSENTIMIENTO

Feliz día!

Si quieres comentar