Cuestiones de salud

En el entorno de la psiconutrición hay dos cuestiones que cobran vital importancia, y es la regulación del peso corporal. Cuando hablamos de dietas, parece que solo las tenemos que hacer para adelgazar, pero esto no es así. Hay ocasiones en las que estamos bajos de peso y no tenemos muy claro qué debemos comer de manera saludable para ganar algunos kilitos y estar más saludables. No os quiero contar lo difícil que es esto en el caso de los niños.

Por tanto, se pueden hacer dietas también hipercalóricas… En el post de hoy os me gustaría haceros llegar la importancia de ganar peso de manera saludable y, sobre todo, con comida que también es apta para niños pequeños cuando necesitamos darles un aporte extra de calorías.

La manera más rápida y saludable de aumentar la ingesta calórica es a través de “cremas o purés”. La diferencia con los smoothies (de los que hablábamos en este post) es que son cocinados. Tanto las cremas como los smoothies pueden ser hipo o hipercalóricos.

Voy a centrarme…

Decimos que una dieta es hipercalórica cuando aporta más energía de la que el individuo necesita, normalmente cuando la ingesta diaria es entre un 20-50% superior que la que el individuo consume. Es cierto que estoy hablando de “dieta hipercalórica”, pero lo que os quiero mostrar hoy es la posibilidad de crear “platos hipercalóricos”, más bien “cremas hipercalóricas” para que las puedan comer niños, adultos, ancianos o personas con dificultades en la deglución… vamos, aptas para todos!

Aumentar las calorías podemos conseguirlo comiendo más bollería o más pan, pero creo que esto no es lo que queremos… Y la alternativa que os propongo es la de aumentar las calorías de un plato manteniendo una dieta equilibrada en nutrientes. Algunas cuestiones que debemos tener en cuenta son:

ALIMENTOS A EVITAR:

Grasas: Las grasas vegetales y animales cocinadas sacian muy rápido y no aportan a penas nutrientes, por lo que su aumento solo nos lleva a una mala alimentación.

Fibra: Aunque es muy saludable, es altamente saciante y tampoco nos ayudaría en nuestro objetivo de aumentar las calorías en una ingesta normal.

Azúcar: Como hemos comentado en ESTE POST, el azúcar no aporta nutrientes, son calorías vacías que pueden hacer malfuncionar nuestro organismo, así que tampoco nos sirven.

Proteína: Aunque es necesario ingerir proteína, no aporta grandes cantidades de calorías y está más enfocada a otro tipo de dietas.

ALIMENTOS A INCORPORAR:

Carbohidratos: Tanto de liberación rápida porque suelen ser bastante apetecibles (por ejemplo, la nata), como los de liberación lenta por su alto aporte nutritivo.

Grasas vegetales crudas: Tipo aceite de oliva, que debemos considerarlo como un súper alimento que aporta buenas dosis de calorías y gracias a su contenido en grasas monoinsaturadas que ayudan a aumentar los niveles de colesterol bueno, atacan al colesterol malo.

Huevos: Sobre todo la yema, poderosa fuente de nutrientes y vitaminas, destacando su contenido en vitamina D, que pocos alimentos la poseen de manera natural.

Legumbre: Tanto cocinadas como en su versión harina, ya que son alimentos muy muy completos.

COMPLEMENTOS A TENER EN CUENTA:

A todos nuestros platos, podemos incorporarles algunos complementos alimentarios con alto aporte nutritivo como son la levadura de cerveza, el germen de trigo, la proteína de cáñamo o el agar agar… De estos complementos hablaremos en otro post…

Con estas ideas, llega el momento de cocinar…

Te animo a dar rienda suelta a tu imaginación y que compartas conmigo tus recetas a través de nuestro mail y así poder publicar un post dedicado exclusivamente a cremas hipercalóricas.

Escríbenos a terapiaenred.lgc@gmail.com

Feliz día!!

Si quieres comentar