Un descubrimiento de salud más, la máquina Bioptron o luz polarizada.

En primer lugar quiero agradecer a Tania que haya puesto en mis manos esta máquina de fabricación suiza que basa su tratamiento en la fototerapia a base de luz polarizada, transmitiendo a tu organismo todos los beneficios de la luz solar sin la radiación ultravioleta.

Este post no pretende ser un informe sobre qué es Bioptron, sino de qué puede hacer por ti y por tu salud esta máquina.

Tiene una gran utilidad tanto en tratamientos de estética como en tratamientos de dolor, de afecciones de la piel, estrés, retención de líquidos…

Como en otras ocasiones, os cuento mi experiencia en consulta:

Ansiedad: He tratado varios pacientes diagnosticados y medicados por ansiedad. Desde la quinta sesión comenzaron a notar mejorías relacionadas con la calidad del sueño y con su desarrollo en la vida diaria, consiguiendo disminuir alrededor de la sesión 8 los síntomas biológicos (como sudoración o palpitaciones) asociados a los episodios de ansiedad.

Cicatrización: Aquí la mejoría ha sido increíble desde la tercera o cuarta sesión, ayudando en el proceso de cicatrización y reducción de marcas.

Piel atópica: Como sabéis a mi consulta llegan bastantes mamis desesperadas por afecciones de sus peques, entre ellas por pieles atópicas. La exposición a la luz polarizada favorece la salud de la piel.

Dolores musculares: Esta luz ha ayudado a reducir la inflamación de un esguince y quitar la terrible molestia de una contractura cervical.

Afortunadamente todavía la tengo en mi poder, con lo que seguiré compartiendo mi experiencia.

¿Has realizado terapia con Bioptron? Cuéntanos tu experiencia              ¡

Feliz día!

Si quieres comentar